La estrategia del correo electrónico.

Mailchimp

En muchas ocasiones la gente de marketing no tienen una estrategia al momento de utilizar el correo electrónico como un canal de comunicación hacia sus clientes. Algunos solo mandan información para llenar los buzones de las personas y solo esperan que el cliente se acerque a comprar sus productos ¡y ya!.

El correo electrónico tiene un aspecto operativo por cubrir, como que sea un mensaje sencillo y con un diseño atractivo; y en la parte del código que sea eficiente y práctico para mostrarse en casi cualquier dispositivo y plataforma, pero antes que eso podemos planear la estrategia que guiará este correo, también es importante ver el comportamiento de las personas con el correo para afinar el grupo de personas a las que haremos llegar los subsecuentes correos.

El envío de correos electrónicos es un canal de comunicación de dos vías, no solamente de una, dependiendo de la acción que se tenga se debe responder con otro correo diferente que funcione mejor con las personas a las que les queremos hacer llegar nuestro mensaje. La interacción de los correos y las personas puede derivar en identificar quienes son afines a la marca, quieres son compradores recurrentes y mejor aún, portavoces de la marca, ya que la recomiendan a sus conocidos.

También esta la cara opuesta de la moneda, hay personas que al primer correo se dan de baja de nuestra lista de envío, ni modo, hay quienes permanecen un par de envíos más, pero en algún correo en particular se dan de baja o dejan de abrir correos. Debemos poner atención también en estas acciones para saber si lo que estamos enviando es de valor para que las personas y ellos lo quieran leer, conservar y compartir con sus amigos.